martes, 24 de marzo de 2009

Pacientes norteamericanos ahorran dinero escogiendo remedios naturales por sobre medicamentos tradicionales



La preocupación por la difícil económicos ha motivado a muchos norteamericanos a reemplazar costosos medicamentos de venta por receta con suplementos herbales más baratos, pero ¿son éstos seguros para los niños?



Remedios herbales ganan seguimiento
Muchos norteamericanos están cambiando sus hábitos de salud para ahorrar dinero, utilizando remedios herbales y aplazando las visitas al doctor. Pero algunos médicos cuestionan si estas prácticas podrían ser perjudiciales para los niños.

Según The Associated Press, las ventas de medicinas herbales han mejorado a medida que la economía ha empeorado. Los centros de venta, tales como Whole Foods Market Inc., han visto sus “suplementos nutricionales y productos herbales” desaparecer de las repisas durante las semanas recientes. Una encuesta del gobierno de los Estados Unidos realizada en diciembre explica el fenómeno diciendo que “la preocupación por el alto costo de la medicina convencional ha influenciado las decisiones de los norteamericanos de probar remedios alternativos,” según informa AP.

Esta tendencia ha preocupado a algunos doctores, particularmente porque los tratamientos y suplementos alternativos “no requieren de revisiones rigorosas ni aprobación del gobierno,” y “pueden interferir con los medicamentos por receta,” indica el artículo de AP.

Lo que también preocupa a los profesionales de la salud es que algunas familias están ahorrando dinero medicando a sus hijos con suplementos herbales en vez de medicinas tradicionales. En diciembre, ABC News informó que uno de cada nueve niños usan medicinas alternativas tales como aceite de pescado y ginseng. Pero además de la falta re revisión federal de las medicinas alternativas, los estudios que se han hecho sobre ellas se han “centrado en adultos, no en niños.”

El Dr. Wallace Sampson de la Universidad de Stanford dijo a ABC News que “la verdad es que ninguna de estas cosas funciona, incluyendo algunos de los remedios más populares. Son placebos.”

Por otro lado, algunos doctores destacaron la ambigüedad que rodea a algunos medicamentos de venta por receta. En octubre del 2008, por ejemplo, los fabricantes de medicamentos declararon que “dejarían de recomendar remedios para la tos y el resfrío para niños menores de 4 años,” según informó ABC.

Sin embargo, la FDA se ha mostrado vacilante a la hora de prohibir la administración de medicamentos para el resfrío a niños pequeños, argumentando que se necesitan mayores investigaciones. Algunos pediatras se han pronunciado a favor de una prohibición, mencionando los riesgos que los medicamentos para tos y resfrío presentan para los niños pequeños.

Para decidir qué opciones medicinales le convienen a usted y su familia, y para explorar opiniones divergentes, consulte fuentes confiables como el National Center for Complementary and Alternative Medicine (Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa) y discuta el asunto con su médico.

No hay comentarios:

BIENVENIDOS

SHM | Vitarbol trata de hacer una transición estratégica del tratamiento hacia la prevención. Nuestros principales objetivos son fomentar la prevención y mejorar el desempeño del ser humano, tanto físico, como mental. Se trata de lo que usted puede hacer cuando se siente bien, para asegurarse de seguir sintiéndose así, por mucho tiempo más y, con ello, tener la capacidad y energía para lograr todos sus propósitos.

Vitarbol opera desde México y provee información gratuita a toda la región de América Latina, España y comunidades de habla hispana de Estados Unidos.

Licencia de Creative Commons

Nota Especial

Los anuncios colocados por Google no son responsabilidad ni reflejan la opinión de Vitarbol. Tampoco nos podemos hacer responsables de la seriedad de los productos ni de los servicios de las empresas que se anuncian (Especialmente de la Propaganda de los Partidos Políticos).

Gracias.