martes, 12 de mayo de 2009

Ácido fólico, yodo, calcio, hierro.... ¡No pueden faltarte!



Si en el embarazo no se deben tomar medicamentos, ¿por qué te manda tu médico tantas pastillas? en realidad, se trata de suplementos vitamínicos imprescindibles para que tu hijo se forme bien. Estos son los que, de verdad, necesitas durante estos nueve meses.

En periodos normales dela vida, una buena alimentación suele ser superficial para cubrir, todos los requerimientos nutricionales del día a día: sin embargo, hay etapas como la gestación en la que algunas necesidades aumentan y no pueden se cubiertas con la dieta. Vitaminas y minerales como el ácido fólico y el yodo son imprescindibles para la correcta formación de tu hijo, y van a depender de tus reservas por lo que es muy importante que tus niveles sean los adecuados. Te contamos con todo detalle cuáles están indicadas en el embarazo y por qué.

Ácido Fólico
Es una vitamina del grupo B (la Bg), totalmente imprescindibles durante el embarazo. De forma natural, se encuentra en alimentos como los vegetales de hoja oscura, los cereales y los cítricos, pero durante la gestación aumentan tanto sus necesidades que todas las mujeres necesitan tomar un suplemento farmacológico.

Sus beneficios:
Tomar ácido fólico reduce hasta en un 70 por ciento las probabilidades de que tu hijo padezca espina bífida y otros trastornos del tubo neural ( lo que luego será el cerebro y la médula espinal),. Pero, además de prevenir diversas malformaciones, los folatos son esenciales para la correcta división celular y la formación temprana de órganos y tejidos, y protegen frente al aborto y a algunos patologías de la placenta, además de disminuir el riesgo de otros problemas como el bajo de peso al nacer.
Por eso es fundamental empezar el suplemento antes de la concepción.

“Cuando la mujer se queda embarazada, van a pasar unas pocas semanas en las que no puede saber que ya lo estás y es en ese tiempo cuando el corazón embrionario empieza a cerrarse el tubo neural.

Esta es una de las razones por las que se debe iniciar la ingestación de ácido fólico cuando se tiene la certeza de que no se está embarazada. Es decir, desde que se empieza a pensar en buscar un hijo., pero antes de abandonar el método anticonceptivo y antes de comenzar a tener relaciones sexuales, sin protección”, explica la Dra, Ma. Luisa Martínez. Por todo ello, antes de intentar quedarte embarazada, acude a tu médico para que te prescriba la dosis adecuada.

¿Puede ser peligroso?
Aunque estés tomando el ácido fólico durante muchos meses (imagínate que el embarazo tarda en llegar), no corres ningún riesgo de aumentar cantidades excesivas en tu cuerpo, pues incluso se ha comprobado que ejerce efectos protectores sobre la salud de la madre y sobre la gestación; disminuye el riesgo de preeclampsia (tensión alta).


Yodo:
El yodo es un micronutriente importantísimo durante la gestación. y sin embargo, ha sido hasta ahora un gran olvido, a pesar de que su déficit puede causar problemas al feto, al niño y a la madre. Su importancia es tal que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que la carencia de yodo es la principal causa evitable en el mundo de lesión cerebral en el feto y en el lactante. Habitualmente, las necesidades diarias de yodo pueden cubrirse con una dieta muy rica en pescado,y sobre todo, tomando sal yodada. Pero en el embarazo los requerimientos se duplica de 150 a microgramos al día de 250 a-300 microgramos, y además no se debe abusar de la sal ( eso si, la que tomes, que sea yodada).


Sus beneficios:
El yodo afecta, sobre todo al desarrollo mental del niño. Este mineral es necesario para fabricar las hormonas tiroideas, que intervienen en la correcta formación y maduración de diversos tejidos y órganos, especialmente del cerebro y el sistema nervioso por lo que es muy importante que la embarazada tenga las reservas adecuadas, sobre todo en el primer trimestre, pues el feto no fabrica sus propias hormonas tiroides, sino que depende de las reservas de su madre.
Este suplemento deberá mantenerse durante la lactancia, afirma el experto. Si no has tomado este suplemento hasta ahora, no te angusties pensando que tu hijo puede nacer con alguna anomalía “Posiblemente, hay fuentes desconocidas de yodo que pueden estar evitando problemas”; tranquilizate , añadió el Dr. Ruiz, pero sí es conveniente que empieces a tomarlo ya.



Calcio:
El calcio es un mineral que interviene decisivamente en el embarazo. Durante los nueve meses de gestación tendrás que garantizarte una ingesta adecuada, pues es necesario para la formación de los huesos y los dientes de tu hijo. Además, es esencial para tu salud, pues, entre todos, influye en la transmisión de los impulsos nerviosos y en la coagulación de la sangre, además de asegurar la integridad de tu estructura ósea. Para proteger a madre e hijo, durante la gestación el metabolismo del calcio se altera y aumenta la absorción intestinal, además de disminuir la excreción urinaria, por lo que, si estás embarazada o dando el pecho, a pesar de que suele decirse lo contrario, no necesitarás tomar más de cantidad de calcio que habitualmente, aunque, eso sí, tendrás que asegurarte que llegas a los niveles mínimos, que son 1.000 mg al día.


Sus beneficios:
“No en todos los casos está indicado tomar un suplemento de calcio: la embarazada necesita, 1.000 mg al día de calcio y, por lo regla general, estas cantidades pueden obtenerse de la dieta”,afirma el Dr. Josep María Bogunya. Si incluyes en tu menú diario al menos tres raciones de alimentos ricos en calcio ( un vaso de leche o una porción de queso tienes unos 300 mg de calcio), no estaría indicado tomar un suplemento. En el caso de que el aporte sea inferir a 600 mg al día, sí había que suplementar según aclara el experto, pues el déficit de calcio “puede provocar que el niño sea más pequeño y haya ciertos retrasos en el crecimiento”. En todo caso no te alarmes, pues el bebé en formación puede hacer uso de tus reservas para cubrir todas sus necesidades, aunque es importante que tú también te protejas.

¿Puede ser peligroso?
Aunque haya llegado el dicho popular de “cada embarazo cuesta un diente” no debes tomar por tu cuenta ningún suplemento de calcio si tu médico no te lo prescribe. El exceso de calcio puede resultarte perjudicial, si por ejemplo, tienes tendencia a formar cálculos renales.


Hierro:
Una de las funciones principales del hierro es la de fabricar hemoglobinas, que transporta el oxígeno por todo el cuerpo. Como el caudal sanguíneo aumenta considerablemente durante la gestación para abastecer al feto y cubrir las necesidades de la madre (algunos de cuyos órganos trabajan el doble), los requerimientos de este mineral se ven también ampliados. El organismo de la embarazada debe producir una cantidad de sangre extra, para lo cual necesita hierro ( de los 15 mg diarios habituales, se pasa a precisar 30 mg al día durante el embarazo), Si no encuentra las cantidades adecuadas, tirará de las reservas y es entonces cuando aparece la anemia.


Sus beneficios:
La deficiencia del hierro puede dar lugar a partos prematuros, y bajo peso al nacer. Además, disponer de los depósitos requeridos te librará de la anemia y te ayudará a afrontar la pérdida de sangre al dar a luz, y acelera tu recuperación postparto.
Aunque te hagan análisis para comprobar cómo están tus niveles, “lo habitual es que a todos las embarazadas se les prescriba un suplemento de hierro a partir del segundo trimestre” como lo señala el Dr. Josep MaríaBoyunga, Ginecólogo. Ten en cuenta que los bebés nacidos de madres anémicas tienen mayor probabilidad de desarrollar anemia en su primer año de vida, pero, como ocurre con otros nutrientes, el feto asegura su producción de hemoglobina captando el hierro que necesita de su madre.

¿Puede ser peligroso?
Si tomas el hierro con control de tu médico, no hay peligro. Lo que sí puedes notar es que con el suplemento tus heces se oscurecen, pero esto es totalmente normal. Los preparados de hierro causan molestias, como ardores, náuseas y estreñimiento, a algunas gestantes; si es tu caso, coméntalo con tu médico para que te ofrezca alguna alternativa o consejo de administración.

Tenlo en cuenta

*Más Necesidades: si tienes un embarazo múltiple o tus embarazos son muy seguidos, puede que tu médico te indique alguna cantidad extra de minerales, o vitaminas, pero no es preciso en todos los casos.

*Zinc. algunas investigaciones apuntan que si la mujer recibe suplementos de más de 30 mg de hierro al día para tratar la anemia, se le debe administrar también un suplemento de Zinc, pues su absorción quedaría alterada.

*Vegetarianas estrictas. como la vitamina B12, sólo se encuentran en alimentos de origen animal. “las vegetarianas estrictas necesitan tomar un suplemento de esta vitamina” alerta el Dr. Josep María. El suplemento debe mantenerse durante todo el embarazo y la lactancia.

*Omega 3. No está recomendado ingerir suplementos de omega 3 durante el embarazo. Pues, según explica el Dr. Emiliio Herrera, “un exceso de éstos procedentes de suplementos en la dieta puede producir una alteración en el metabolismo fetal y un importante retraso en el desarrollo posnatal.”

30 de cada 100 niños padecen desnutrición (en Oruro, Bolivia)



De acuerdo al Programa Desnutrición Cero, dependiente del Servicio Departamental de Salud (Sedes) de Oruro, 30 de cada 100 niños padecen desnutrición en el Departamento de Oruro.

“La cifra es realmente alta en Oruro, a nivel nacional 26,5 por ciento tienen desnutrición, lo que quiere decir que de cada 100 niños, por lo menos 26 tienen desnutrición en toda Bolivia”, mencionó Ana Huanca, responsable del Programa Desnutrición Cero del Sedes en Oruro.

Huanca considera que estas cifras pueden rebajar sustancialmente con la implantación del Bono Juana Azurduy de Padilla, ya que ahora que las madres asistirán con mayor frecuencia a los puestos de salud para realizar a sus hijos el control de niño sano podrán conocer a cabalidad las medidas antropométricas que actualmente sirven para determinar si un niño padece o no desnutrición.

“Estamos tratando de erradicar la desnutrición por fases, ahora hemos cambiado el indicador peso-edad, por talla-edad, ya que este último es el indicador preciso para determinar la desnutrición en los niños”, aseguró.

Este indicador se aplica a través de una sencilla formula que actualmente se utiliza en todos los centros de salud y es mediante este sencillo cálculo que las madres podrán conocer si sus hijos padecen o no de algún grado de desnutrición, y poder enfrentar el problema oportunamente.

“El programa es preventivo y de solidaridad con los niños, con la pobreza de Bolivia, donde los más afectados son los niños y las mamás. Por eso, el programa distribuye en todos los centros de salud micronutrientes y alimentos complementarios, tanto para el niño como para la mamá”, agregó.

Actualmente se distribuye en municipios, como El Choro y Pazña, el Supralac, un suplemento rico en minerales y proteínas que requieren las mujeres que se encuentran en etapa de gestación y, se espera que pueda distribuirse en los municipios de toda Bolivia hasta fines del 2009.

Dos vasitos de vino al día ayudan al hígado



Dos vasitos de vino al día ayudan a disminuir la cantidad de grasa en el hígado, según la tesis doctoral de una investigadora de la Universidad Pública Vasca (UPV/EHU) que ha estudiado el efecto del resveratrol -una molécula de origen vegetal presente en el vino y en varios frutos- en ratas con esteatosis hepática no alcohólica (ESNA), una acumulación de grasa en el hígado cuando no hay implicación del alcohol.

La autora de la tesis es Elizabeth Hijona Muruamendiaraz, licenciada en Bioquímica y especialista en Dietética y Nutrición, y la ha titulado "Efecto del resveratrol sobre la esteatosis hepática simple no alcohólica en un modelo murino". El director de la tesis ha sido Luis Bujanda Fernández de Piérola, del departamento de Fisiología de la Facultad de Medicina y Odontología de la UPV. Actualmente Elizabeth Hijona (Lazkao, 1981) trabaja como investigadora en la línea de Aparato Digestivo del Hospital Donostia.

Según recoge la tesis, el resveratrol tiene capacidades antioxidantes y se encuentra en numerosos frutos como las uvas, las nueces o los cacahuetes. El objetivo de la tesis ha sido investigar si el resveratrol disminuye la ESNA en un modelo de esteatosis en ratas.

Para ello se han estudiado tres grupos experimentales de ratas. El primero es un grupo de control con acceso libre a comida y agua. El segundo es un grupo afectado de esteatosis que ha sido sometido a una dieta con alto contenido de hidratos de carbono, carente de lípidos y con periodos de ayuno. El último grupo, también afectado de esteatosis, se ha mantenido en las mismas condiciones que el grupo dos, con la diferencia de que a sus integrantes se les han suministrado diariamente 10 mg de resveratrol.

Tras cuatro semanas, se han tomado muestras de hígado y de sangre de los integrantes de los distintos grupos para su estudio. Así, se ha podido ver que en el tercer grupo, el tratado con resveratrol, la infiltración de grasa del hígado ha disminuido en comparación con el grupo dos. Tras este y varios análisis más, la investigadora ha concluido que el resveratrol disminuye la severidad de la ESNA en modelos con ratas, ya que en los animales tratados con resveratrol el porcentaje de células del hígado afectadas es notablemente inferior al de los animales no tratados.

OXIDACIÓN CELULAR

Además, Elizabeth Hijona también ha podido ver que, cuando se administra resveratrol, disminuye la producción de sustancias prooxidantes -que favorecen la oxidación celular- y que los antioxidantes naturales del hígado se conservan mejor. Por ello, concluye que el resveratrol es capaz de mantener el equilibrio entre las sustancias antioxidantes y prooxidantes.

Por último, la administración de resveratrol disminuye el número de células de Kupffer en el hígado -la presencia de dichas células está asociada a la progresión de la ESNA-, por lo que podría inhibir el desarrollo de otras lesiones hepáticas como la fibrosis.

Según Hijona, los resultados del estudio ponen de manifiesto que se debe ser "precavido con los hábitos alimenticios, ya que una simple alteración de los periodos de ayuno, combinada con una dieta rica en hidratos de carbono, puede llegar a producir serias alteraciones hepáticas".

Por ello, la administración de antioxidantes naturales como el resveratrol -dos vasitos de vino al día, por ejemplo- ayuda a disminuir considerablemente la grasa en el hígado.

5 verduras al día para cuidar tu salud



En la sociedad moderna hay un creciente interés por la calidad de vida, lo que explica la gran sensibilidad existente por todo aquello que suponga mejorar la salud y el bienestar de las personas.


Uno de los principales pilares de ese concepto es la alimentación saludable, ya que cada vez se conocen más los efectos beneficiosos que van unidos al consumo de determinados nutrientes o modelos de dieta.

El hecho de comer diariamente varias frutas y verduras proporciona una enorme cantidad de nutrientes esenciales para una vida sana, pero la realidad es que muchas personas encuentran dificultades para adoptar y mantener hábitos nutricionales sanos.

Según estudios, cuatro de cada diez personas no consumen la ración mínima de frutas y verduras recomendada.

Por esta razón se está realizando una campaña para promover el consumo de, al menos, 5 raciones de frutas y verduras al día, modificar esa imagen de que comer sano no sólo es aburrido, sino menos sabroso, y comenzar a integrar las verduras en todas las etapas de la vida.

Alimentos para estar saludable

Sin contar el paso de los años, gran parte de los achaques que sufrimos se deben a la acumulación de agresiones a las células por parte de los radicales libres.

Este daño celular se acumula peligrosamente porque aceleramos este proceso tomando más radicales libres que se forman fuera de nuestro cuerpo: el tabaco, la polución, la radiación solar.

Afortunadamente, nuestro cuerpo pone en marcha un arsenal de defensas, las enzimas y los antioxidantes, que detienen la formación de los radicales libres, los captan y reparan sus desaguisados.

Si existiese una pócima para preservar la juventud, ¿no la tomarías?.

Pues los científicos han descubierto que hay antioxidantes delante de tus narices: están en tu comida, en tu bote de vitaminas y en tu tienda de comestibles.

Y encima son seguros y cuestan muy poco dinero.

Por otro lado, todos los dermatólogos modernos están de acuerdo: para tener una piel bien protegida, una tez tersa y luminosa tienes que darle vitaminas.

En las cremas antienvejecimiento son un ingrediente obligado.

No existe ningún otro alimento como las frutas y verduras que posean tantos antioxidantes que transformen tus células en fortalezas contra los radicales libres.

Por eso, toma al día al menos 5 piezas de fruta, verdura o zumo de fruta.

Las 10 más ricas en antioxidantes son:

Los aguacates.
Las bayas (moras, fresas, frambuesas, arándanos).
El brecol.
El repollo y todas las coles en general.
Las zanahorias.
Los cítricos.
Las uvas, que contienen hasta 20 antioxidantes.
Las cebollas, sobre todo las moradas.
Las espinacas.
Los tomates.

BIENVENIDOS

SHM | Vitarbol trata de hacer una transición estratégica del tratamiento hacia la prevención. Nuestros principales objetivos son fomentar la prevención y mejorar el desempeño del ser humano, tanto físico, como mental. Se trata de lo que usted puede hacer cuando se siente bien, para asegurarse de seguir sintiéndose así, por mucho tiempo más y, con ello, tener la capacidad y energía para lograr todos sus propósitos.

Vitarbol opera desde México y provee información gratuita a toda la región de América Latina, España y comunidades de habla hispana de Estados Unidos.

Licencia de Creative Commons

Nota Especial

Los anuncios colocados por Google no son responsabilidad ni reflejan la opinión de Vitarbol. Tampoco nos podemos hacer responsables de la seriedad de los productos ni de los servicios de las empresas que se anuncian (Especialmente de la Propaganda de los Partidos Políticos).

Gracias.