jueves, 24 de julio de 2008

Las dietas no sirven para disminuir la obesidad, afirmó Lourdes Silva Fernández

(Por América Farías Ocampo)
Puebla, Pue.

Aunque siempre se ha dicho que las dietas funcionan para bajar de peso, en realidad no combaten la obesidad, afirmó Lourdes Silva Fernández, especialista en Nutrición de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla.

En una ponencia titulada “Dietas para la obesidad ¿funcionan?”, en el marco del curso anual del Colegio de Medicina Interna del estado de Puebla, la académica explicó que la obesidad puede ser causada por múltiples factores: por depresión, falta de ejercicio físico, problemas hormonales, y no sólo por el exceso de alimentos; por eso, subrayó, las dietas no sirven para combatir la “epidemia del siglo XXI”.

Silvia Fernández indicó que las dietas “mágicas” que se difunden en las revistas y medios de comunicación electrónicos, como la de la luna, sopa y frutas, no eliminan el problema de raíz, sólo superficialmente, y producen problemas secundarios a largo plazo.

“Los medios de comunicación se han encargado de difundir dietas mágicas en las cuales en un mes bajas 10 kilos; quizás algunas personas lo logran, pero no se atacan todos los aspectos de la obesidad; al poco tiempo recuperan su peso y esos regímenes dejan peores secuelas al paciente: cuando quiere volver a bajar ya no lo logra”, explicó.

La especialista manifestó que el mejor método para disminuir la obesidad, que ya afecta al 70 por ciento de los poblanos, es realizando un estudio clínico donde se determine cuál es la causa que origina la obesidad en cada paciente; conociéndolo, se tendrá que hacer un plan específico.

Por ejemplo, si el problema es por el exceso de comida, al paciente se le recetará una dieta de mil 700 calorías que contenga todos los grupos de alimentos (harinas, grasas, proteína, cereales, frutas y verduras), y también el ejercicio físico.

Si la obesidad es causada por la depresión, el enfermo tendría que ser valorado por un nutriólogo y un psicólogo.

La académica manifestó que uno de los factores que han contribuido a que la sociedad todavía no se concientice de que la obesidad es un problema de salud pública y no una cuestión de belleza, es que las campañas masivas que se lanzan no están dirigidas a mostrar la realidad de la enfermedad, sino a estigmatizar los alimentos y crear estereotipos falsos con modelos esbeltas que lo único que ocasionan son problemas de anorexia, bulimia y obesidad entre la población.

Ningún alimento es dañino, ni siquiera un refresco, afirmó la nutrióloga; se puede comer de todo, pero de manera equilibrada.

“Hay personas que piensan que porque comen fruta se alimentan sanamente, pero si su dieta sólo se basa en eso, también suben de peso; éstas tienen altos contenidos de azúcar; otros creen que con ir al gimnasio y levantar pesas bajarán de peso, y tampoco es la forma”, indicó.

Manifestó que la sociedad debe de entender que la obesidad es una enfermedad que tiene que “atacarse en conjunto, paciente– especialista” y que la labor del los médicos de este siglo es buscar alternativas para que el paciente se sienta motivado, y no regañarlo ni culparlo por la condición en la que se encuentran.

No hay comentarios:

BIENVENIDOS

SHM | Vitarbol trata de hacer una transición estratégica del tratamiento hacia la prevención. Nuestros principales objetivos son fomentar la prevención y mejorar el desempeño del ser humano, tanto físico, como mental. Se trata de lo que usted puede hacer cuando se siente bien, para asegurarse de seguir sintiéndose así, por mucho tiempo más y, con ello, tener la capacidad y energía para lograr todos sus propósitos.

Vitarbol opera desde México y provee información gratuita a toda la región de América Latina, España y comunidades de habla hispana de Estados Unidos.

Licencia de Creative Commons

Nota Especial

Los anuncios colocados por Google no son responsabilidad ni reflejan la opinión de Vitarbol. Tampoco nos podemos hacer responsables de la seriedad de los productos ni de los servicios de las empresas que se anuncian (Especialmente de la Propaganda de los Partidos Políticos).

Gracias.